Brownie saludable

La receta que os proponemos es la de un brownie norteamericano. Sin embargo, como siempre en nuestra web, hemos modificado los ingredientes de la receta para hacerla sana, y compatible con la dieta Seignalet y los intolerantes al gluten. Básicamente hemos eliminado la harina de trigo, sustituyéndola en este caso por harina de arroz integral. También podéis probar con otras harinas que os vayan bien. Sin embargo, lo ideal es tener como base la harina de arroz, integral o blanca, y añadir en una proporción menor otras harinas. Hemos probado con una parte de harina de algarroba y también con una parte de harina de garbanzos y el resultado es muy bueno.

El otro ingrediente que siempre sustituimos es el azúcar blanco. En lugar de azúcar refinado usamos azúcar integral de caña, rapadura de caña. También podéis optar por la panela o por la miel o jugo de caña. Estas son las tres únicas variedades de azúcar que son realmente sanas. Tened cuidado con el azúcar moreno, ya que la mayoría de marcas comerciales utilizan algún proceso de refinado para que el azúcar quede más bonito y más suelto. El azúcar sin refinar es pegajoso y sus granitos no se separan fácilmente.

La receta original lleva algunas nueces para mezclar con la masa del brownie. Si queréis podéis prescindir de ellas o utilizar algún otro fruto seco.

La receta que os mostramos es para un recipiente de 20cm x 20cm, aspecto que debemos tener en cuenta para que la altura del brownie sea la correcta. Con menor espesor se nos puede quemar, y con más grosor nos puede quedar demasiado crudo pro dentro.

Ingredientes para 20×20:

150 gr. de chocolate negro para postres (o similar)
200 gr. de margarina (Tulipán, Flora, etc… a poder ser no hidrogenada)
200 gr. de azúcar moreno (rapadura, panela o jugo de caña)
80 gr. de harina de arroz integral (u otras harinas)
4 huevos

El primer paso que debemos hacer es fundir la margarina con el chocolate. Lo mejor es hacerlo al baño María, para que no se queme y se derrita lentamente. También podéis optar por hacerlo en un cazo a fuego muy muy lento y removiendo constantemente, retirándolo del fuego de vez en cuando si véis que se quema. Cuando esté todo derretido y mezclado, lo dejamos enfriar.

Por otra parte ponemos los huevos y los mezclamos con el azúcar. Es preferible batir los huevos antes de añadir el azúcar. Cuando ya lo tengamos mezclado le añadimos la mezcla de margarina y chocolate. Aquí es importante que esta mezcla ya esté templada, si no los huevos pueden cuajar y nos quedará una parte de la mezcla muy sólida y otra líquida.

Cuando ya tengamos la mezcla añadimos la harina con cuidado, para que no queden grumos. Si vemos que al final nos han quedado grumos podemos colar la mezcla con un colador e ir aplastando los grumos, o pasarle una batidora.

Preparamos el molde de 20×20. Si es de cristal tipo Pyrex no hace falta prepararlo, pero si utilizmos uno metálico es mejor poner papel de aluminio encima o untarlo con aceite o mantequilla y harina (encamisarlo) para que luego no se pegue demasiado.

Horneamos a 180ºC durante 40 minutos. El horno debe estar precalentado, como es habitual. La temperatura y el tiempo pueden variar dependiendo del horno que tengamos y del clima. En nuestro caso, pasados esos 40 minutos apagamos el horno y dejamos el brownie dentro todavía unos 20 minutos más. Después lo sacamos. Esto lo hacemos para no darle cambios bruscos de calor al brownie, para que pueda subir y bajar lentamente y evitar roturas.

Durante el horneado este pastel sube mucho, aunque en realidad lo hace por capas, es decir se rompe en diversas capas y cada una de ellas se mueve por separado. Al bajar el calor todo vuelve a su sitio y queda uniforme.

A continuación os dejamos la cantidad de ingredientes para un molde más grande, en este caso de 23cm x 33cm, una medida más habitual para moldes:

285 gr. de chocolate
380 gr. de margarina
380 gr. de azúcar
150 gr. de harina
7,5 huevos (podéis poner 7 huevos grandes u 8 huevos pequeños)

Para cualquier otro molde podéis calcular la cantidad de ingredientes que necesitaréis a partir de la receta de 20×20, calculando la superfície. Es dedir, en el molde de 20×20 tenemos una superfície de base de 400cm2. Para cualquier otro molde tenemos que multiplicar sus medidas para ver su superfície. Si el molde que usamos tiene una superfície de 900cm2 calculamos la equivalencia así: 150gr es a 400cm2 como X es a 900cm2:

X = 900 ; X= 900×150/400
150 400

O lo que es lo mismo, para saber cualquier medida final multiplicaremos la medida original por el tamaño de nuestro molde y después la dividiremos por 400, que es el tamaño original.

Comparte este artículo:

  • Print
  • Digg
  • Sphinn
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Mixx
  • Google Bookmarks
  • Blogplay
  • BarraPunto
  • Bitacoras.com
  • email
  • Haohao
  • LaTafanera
  • LinkedIn
  • Live
  • Meneame
  • MisterWong
  • MSN Reporter
  • MySpace
  • QQ书签
  • Technorati
  • Twitter
  • Yahoo! Buzz

Deja un comentario